Escudo del Foro

 Foro de Seguridad

  Foro de Profesionales Latinoamericanos de Seguridad

< Anterior

Siguiente >.

  

   InicioArtículos > Disciplinas > 4159
 

 

 

 

 Inicio 

 El Foro

 Noticias

 Capacitación

 Biblioteca

 Eventos

 Instituciones

 

 Site Map 

 Contacto

La despenalización de la tenencia de drogas para consumo personal

La despenalizar la tenencia para consumo y la aprobación de la ley de blanqueo de capitales, favorecen claramente al narcotráfico en Argentina

Por la Dra. Adriana M. Don

 

 


Recrudecen la violencia nocturna y el descontrol juvenil;
violencia, descontrol, alcohol y drogas nutren el ocio adolescente y juvenil, todo lo cual coadyuva al deterioro social y a la degradación de las relaciones, en una franja etaria sensible a la forja de matrices de comportamiento futuro.

En la lucha contra el consumo y abuso de drogas, consumo que va desde el botiquín familiar a las oscuras esquinas “copadas” por los vendedores narco-adictos, resaltan algunos protagonistas que inciden negativamente, contribuyendo a lastimar nuestro futuro social: Los Jóvenes.

Estos protagonistas son los incapaces, los corruptos y los cobardes…todos ellos desvirtúan los esfuerzos que desde hace años llevamos adelante los Comprometidos con la Vida.

Al respecto, recordemos que el área de Prevención de las Adicciones, define que el “bien jurídico tutelado” es la Salud.

Entonces cabe preguntarnos ¿que “salud” protegemos cuando indirectamente facilitamos el consumo de substancias deteriorantes y adictivas por parte de nuestros niños y adolescentes?

Meditemos además, sobre lo siguiente: ya carecemos de infraestructura sanitaria para tratar las adicciones de los enfermos de hoy, imaginen ustedes, el escenario luego de despenalizar la tenencia para consumo; y ello sin obligación alguna por parte del consumidor y/o adicto “beneficiado”, de informar al fiscal que corresponda donde y a quien le compran las drogas que ahora libremente pueden portar. Al respecto reflexionemos: si usted compra un artículo robado como mínimo es cómplice, pero si compra “merca” para consumo a los dealers –vendedores del narcotráfico –queda eximido de toda RESPONSABILIDAD…

 

  

Qué significa la palabra adicción

 

Ahora bien, si analizamos el origen de la palabra ADICCION observaremos que deriva del verbo “adiccere”, que en su primera acepción significa: “Encadenado a…Abandonado a…”; los expertos, que luchan sin desmayo en el intento de recuperación de los adictos, aconsejan poner los esfuerzos en “Impedir el Contacto” entre el Sujeto y la Droga, porque es infinitamente más difícil y tiene un mayor costo humano el “Tratar de Separar” luego, al Sujeto de la Droga.

Familias, resulta vital mantener baja la “Complacencia Social”; es decir debemos mantener activo el “Freno Social,” pues la Lucha contra las Adicciones es la LUCHA POR LA VIDA.

Ante la pregunta: ¿Despenalizar la tenencia para consumo - pues el consumo no está penalizado- cura o mata? El Obispo de Gualeguaychu - Provincia de Entre Ríos – Jorge Eduardo Lozano (La Nación 29/12/08) sostuvo que: legalizar la tenencia para el consumo equivale a dar este mensaje: “Está bien que tengas en el bolsillo aquello que te lleva a la muerte, aunque para poder comprarlo hayas conseguido el dinero robando o prostituyéndote…”

Por supuesto compartimos el valiente mensaje de Monseñor Lozano, lástima que la CSJN no lo tuviera en cuenta al fallar…y así el coro complaciente de los que recitan el mantra libertario de “que daño hace un porrito o tener una plantita en el balcón” puede seguir confundiendo a nuestra juventud dentro de un escenario permisivo.

Para tomar cabal conciencia del contexto dentro del cual se desarrollará en la Argentina “la despenalización de la tenencia para consumo”, observemos detenidamente algunos – pocos – datos de la realidad:

1) El Gobernador de la Provincia de Buenos Aires reconoció que más del 50% de los delitos cometidos en la Provincia son llevados a cabo por gente drogada.-

2) El Ministro de Seguridad de la Provincia afirmó: “…hay mucha gente a la que no le conviene que mejore la seguridad…”

 
3) En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires se cruzan opiniones en los medios que van desde: que en las “villas miseria” hay cocinas para fabricar cocaína, a las afirmaciones oficiales sobre “no se produce droga en la Argentina…”.-Cabe la pregunta: Verdad, ¿dónde estás?-

4) Estado ausente, Narco presente…Hace más de una década, que en las comunidades urbanas más desprotegidas, el narcotráfico cumple una peligrosa tarea de “organizador social”, al igual que lo ha realizado en las favelas brasileñas; desarrolla así un rol paternalista similar al de la Mafia, pero sin códigos.- Tema no menor, si lo comparamos con el hecho que hoy AL Qaeda en los barrios pobres africanos, es considerada como “una oportunidad laboral…” A esto le llamamos ser “organización social”.-

5) Lo señalado, se expande en una Argentina, que necesitó del “Triple Crimen” de Gral. Rodríguez, nuevamente en las noticias por su presunto vínculo no sólo con la efedrina que importamos en cantidades muy superiores al consumo interno, sino con otra celebridad local: la “Mafia de los Medicamentos”, para despertar al trágico hecho que el Crimen Organizado llegó para quedarse.

En las reflexiones que acercamos al desarrollar esta columna, no podemos ocultar las opiniones vertidas por “expertos” según los cuales es justificable la despenalización, basándose en que: “…la penalización vigente no ha erradicado el consumo y ni siquiera lo ha disminuido…”.- Siendo benévolos, podríamos inferir que utilizando este argumento absurdo, se estaría aplicando la lógica según la cual, “ante aquellos problemas que no podemos solucionar, decretemos que no existen…”

Señores, sepan ustedes disculpar la ironía, pero ante una progresiva y fáctica derogación del Código Penal, la ironía termina por ser el último recurso comunicacional. Pero, aunque moleste la realidad es solo una: nuestro país sufre un efecto de pinzas devastador:

Por un lado al despenalizar la tenencia para consumo, de hecho creamos impunidad para los vendedores callejeros o “dealers”, que llevan encima pequeñas cantidades de droga y que ahora podrán aducir que son para consumo personal, con lo cual finalmente obtendremos el peor resultado posible: incrementaremos el consumo y por ende los ingresos del narcotráfico en momentos, que la CSJN le reclama al Gobierno Nacional radarizar el Norte argentino, por la “lluvia blanca”.

Y por otro lado, con la Ley de Repatriación de Capitales (Ley 26476 BO 24/12/08...“Regalo Navideño”) dictada entre otros motivos variopintos por necesidades fiscales, se exime a los “blanqueadores” declarar el origen de los fondos, dándoles incluso a los adherentes al sistema de la ley 26476, la opción original de no ingresar los fondos al país.

Tema éste – en su conjunto – que generó fuertes criticas en el país y en el exterior; con posterioridad fue dictada por la AFIP la RG 2609/2009, que motivara una valiosa evaluación académica por parte del Dr. Juan Félix Marteau, ex funcionario del Ministerio de Justicia Área Prevención del Lavado de Dinero. Aclaremos que la RG 2609/09 estableció que quienes busquen “exteriorizar” fondos, podrán destinarlos a invertir (art.4 Inc. h) en “...producción televisiva, cinematográfica, editorial, publicitaria, etc., incluyendo las destinadas a la adquisición, realización o restauración de obras de arte según la norma oficial”.

Recordemos que el art. 27 de la Ley de Blanqueo determinaba la posibilidad de invertir en bienes industriales o servicios… por lo visto la AFIP dio un paso más allá al dictar la RG 2609 art.4* Inc. h.- Por supuesto, quedará para investigadores expertos, establecer a futuro con base documental y no meras sospechas como las que hoy circulan, el posible maridaje entre compra de medios de comunicación, Ley de Blanqueo, Trámite parlamentario y contenidos de la llamada “Ley de Medios”; todo lo cual excede largamente el marco del análisis de esta Columna de Opinión.

Finalmente y cerrando las reflexiones que compartimos, corresponde señalar que de acuerdo a lo publicado (La Nación 16/09/09) en maratónica carrera, el Comité Asesor en consonancia con las exhortaciones que en su fallo “despenalizador” hiciera la CSJN , presentó el Plan Nacional Quinquenal sobre Drogas, el cual contendría según la fuente referenciada, “ que el Ministerio de Salud se encargará de desarrollar una estructura que garantice entre otros objetivos, que las Obras Sociales y las Prepagas den cobertura integral en materia de adicciones…”

A esta altura, resulta oportuno analizar el calificado artículo de Ismael Bermúdez “¿Quien paga por la Salud? (Clarín 13/09/09) en el cita: “…con el gasto de bolsillo y la medicina privada, la partida total de Salud trepa al 7% del PBI, unos $ 80.000 millones a valores 2009 y que Chile con el equivalente al 5,3% del PBI tiene mejores indicadores que la Argentina, con mayor esperanza de vida y menos mortalidad infantil”.

Según Ismael Bermúdez el presupuesto público cubre las necesidades médicas de 18 millones de personas sin obra social ni medicina privada; y resalta que todo el sistema necesita ya un pacto intergeneracional, sobre todo ante la aparición de la “cuarta edad”.

 
En el Sistema de Salud, Obras sociales y Prepagas también aportan a los mayores costos producto de la incorporación por ley de enfermedades de tratamiento obligatorio anteriormente no contempladas, lo cual desde la solidaridad es positivo; pero respecto a la “3ra. y 4ta. Edad” la solidaridad real reclama en justicia que sea de doble vía y las incluya en lugar de absorber sus recursos.

 
En especial, si este proyecto de Plan Quinquenal incorpora a las Adicciones que recaen en el área Seguridad - Lucha contra el Narcotráfico- como de tratamiento obligatorio.


En este caso se le adicionaría al sistema un nuevo costo, que le correspondería afrontar al Ministerio de Salud con partidas específicas, pues el avance del Narcotráfico y el incremento de las Adicciones a Drogas Prohibidas, cae estrictamente dentro del área de exclusiva Responsabilidad del Estado.

Como cierre es oportuno recordar que el Cardenal Dr. Jorge Bergoglio, Arzobispo de Buenos Aires en su Homilía del 25 de mayo de 2002, ya nos advertía “…Abramos los ojos a tiempo: una sorda guerra se está librando en las calles, la peor de todas, la de los enemigos que conviven y no se ven entre sí, pues sus intereses se entrecruzan manejados por sórdidas organizaciones delincuenciales y sólo Dios sabe que más, aprovechando el desamparo social, la decadencia de la autoridad, el vacío legal y la impunidad…”
 


La Prof. Adriana Don, es socia fundadora del CEC - Centro de Estudios Continentales sobre Seguridad y Justicia


 

Usted está en http://www.forodeseguridad.com/artic/discipl/4159.htm

Incorpórese a este Foro profesional •  Capacítese en seguridad  •  Reciba gratis nuestro Boletín