Escudo del Foro

 Foro de Seguridad

  Foro de Profesionales Latinoamericanos de Seguridad

< Anterior

Siguiente >.

  

  InicioArtículos > Disciplinas > 4185

 

 

 Inicio 

 El Foro

 Noticias

 Capacitación

 Biblioteca

 Eventos

 Instituciones

 

 Site Map

 Contacto

La importancia de la respuesta policial en el monitoreo de alarmas

Los delincuentes eluden los lugares protegidos con monitoreo y respuesta policial



 


Inglaterra. “El trabajo en conjunto con la policía resulta crucial para la industria de alarmas contra intrusos; y la evidencia demuestra que esta colaboración está rindiendo frutos,” escribe Edward Lister, a cargo del área de Sistemas de Seguridad de la Asociación Británica de la Industria de Seguridad.

En el Reino Unido, lo común es esperar que la policía responda rápidamente a la activación de una alarma contra intrusos; y aunque esto haya sido la norma desde hace ya muchos años en este país, semejante servicio no es estándar en el resto de Europa.

Las razones para ello son variadas, pero básicamente, se deben a las falsas alarmas. En España, por ejemplo, si la policía acude a una falsa alarma, el dueño de casa podría pagar una multa de € 5.000; por lo tanto, el primero en acudir es un guardia de seguridad privada.

En la República Checa, se autorizó el envío de personal armado en lugar de la policía; y en Francia sucede algo parecido. En cambio, en Alemania y en muchos países del norte de Europa, el sistema es más parecido al del Reino Unido.


Una gran cantidad de Falsas Alarmas

Alrededor de 15 años atrás, el Reino Unido podría haber optado por los guardias de seguridad privado, liberando a la policía de tener que acudir ante a la activación de una alarma contra intrusos. En ese entonces, se prefería aquel sistema, debido a la gran cantidad de falsas alarmas. Por cada sistema de alarma que se instalaba, se generaba 1,5 falsa alarma al año; y la policía se estaba impacientando.

La industria de la seguridad electrónica reconoció el problema y tomó medidas para solucionarlo. En los años siguientes, se introdujeron los estándares europeos (la serie EN501); se estableció un documento británico de planificación (PD6662); y tal vez, lo más importante fue que se creó DD243 (que muy pronto será BS8243) y el principio de alarmas secuenciales.


Una Política Fuerte

Todo esto se puso en práctica junto con una fuerte política de la Asociación de Jefes de Policía (ACPO por sus siglas en inglés), que respaldó la idea de tercerizar la certificación de empresas de alarmas y su instalación, la averiguación de antecedentes de su personal y un método – conocido como Número Único de Referencia- que supervisaba el funcionamiento de las alarmas.

Así se establecieron los estándares mínimos de referencia; los exigentes regímenes de mantenimiento preventivo y la eliminación de muchos errores operativos; todo lo cual se combinó con avances en la tecnología electrónica.En consecuencia, se ha reducido el número de falsas alarmas a 1 por sistema al año, que es muy notable por sí solo. Pero que en un contexto donde cada vez se venden más sistemas de alarmas, resulta una reducción aun mayor.


Incremento del monitoreo

EN 1995 había 772.000 sistemas con monitoreo y respuesta policial; y este número ha ido creciendo. Actualmente, en el Reino Unido hay alrededor de 15.000.000 de sistemas con monitoreo y respuesta policial.

Se ha registrado evidencia de que los delincuentes eluden los lugares protegidos por un sistema contra intrusos con monitoreo y respuesta policial; lo que demuestra la eficacia del control policial a la hora de protegernos. 

 

Y si le añadimos los avances y el desarrollo tecnológico, podremos constatar la reducción de los delitos de intrusión y demostrar la eficacia de instalar un sistema de alarma contra intrusos monitoreado por la policía.


Alejándose de las Falsas Alarmas

La industria de alarmas contra intrusos ha instalado y mantenido sistemas monitoreados en residencias y establecimientos comerciales. Todos ellos necesitan el reaseguro de que son sistemas confiables; y la policía debe estar tranquila sabiendo que se ha reducido significativamente la posibilidad de una falsa alarma.


Por lo tanto, las fuerzas policiales pueden brindar un servicio al público con el reconocimiento de su comunidad, lo que les da una imagen positiva y aun más importante, ha ayudado mucho en la reducción del delito de intrusión.

La industria de alarmas contra intrusos debería estar gritando esto a los cuatro vientos, para acallar las voces contra las falsas alarmas: eso ya es historia. Y deberíamos concentrarnos en los beneficios reales y significativos que nos brindan las alarmas contra intrusos monitoreadas


 

 

Fuente: http://www.info4security.com  con traducción de LatinRisk. Gracias!

 

 

Usted está en   http://www.forodeseguridad.com/artic/discipl/4185.htm

Incorpórese a este Foro profesional •  Capacítese en seguridad  •  Reciba gratis nuestro Boletín